martes, 21 de junio de 2011

Abierta la matrícula para el curso UJI sobre Ética y Neurociencias


Se ha abierto el plazo de matrícula para el curso UJI Neurociencias: ¿Una nueva filosofía? que tendrá lugar en el hotel El Palasiet de Benicàsim los días 20, 21 y 22 de julio de 2011 y que contará con la presencia de destacados teóricos como Adela Cortina, Ignacio Morgado, Jesús Conill, Fernando Martínez, Cesar Ávila, Pedro E. Bermejo y Domingo García-Marzá.

La matrícula puede hacerse efectiva o bien vía on-line a través de la web de la Universitat Jaume I [matricularse] o bien vía telefónica a través del número 964 729460 (preguntar por Fernando). Para las personas que no formen parte de la comunidad universitaria UJI se recomienda matrícularse por teléfono, puesto que para hacerlo vía on-line hay que darse de alta como usuario y el proceso lleva mucho más tiempo.

Para más información alrededor del curso, puede consultarse el díptico del curso en internet [ver]

lunes, 20 de junio de 2011

50 empresas y organizaciones valencianas se adhieren al Pacto Mundial gracias al impulso de Fundación ÉTNOR y AVE

“Es la primera vez en la historia del Pacto Mundial en España que se consigue en un solo esfuerzo una adhesión tan numerosa a esta iniciativa, y gracias a la Fundación ÉTNOR ha sido posible”. Con estas palabras Isabel Garro, Directora General de la Red Española del Pacto Mundial, inauguraba esta mañana la jornada “El compromiso ético de las empresas valencianas con el Pacto Mundial”, organizada por ÉTNOR con el apoyo de la Asociación Valenciana de Empresarios y Fundación Bancaja. Y no eran en vano las palabras de la Directora, pues en tan sólo unas semanas esta iniciativa ha pasado de 101 adhesiones a 151 en la Comunidad Valenciana.

En concreto han sido 50 las empresas y organizaciones que hoy y durante la jornada se han sumado a esta iniciativa y se han comprometido con el Pacto Mundial en la defensa de los Derechos Humanos, Laborales, Medio Ambiente y la Lucha Contra la Corrupción. Empresas como Mercadona, Consum, Cleop, Libertas 7, Baleària, Herbolario Navarro, Llanera; pymes como Inmerco Mk, AINFOR o Montaña Selección; empresas públicas como EMT; o asociaciones como Fevecta y AVE, son sólo algunas de las que hoy con este paso han avanzado en su compromiso con la ética en sus organizaciones.

Según Adela Cortina, “toda empresa tendría que sumarse, y a mayor poder mayor responsabilidad de hacerlo”. Pero esto no es sólo una cuestión de empresas privadas, sino que todos: “instituciones públicas, universidades, organizaciones empresariales y cívicas, deben dar este paso y comprometerse con los diez principios impulsados por Naciones Unidas”.

Para Cortina, Directora de ÉTNOR y Catedrática de Ética Empresarial, el Pacto Mundial significa más allá del compromiso, “ponernos de acuerdo en unas buenas prácticas que todo el mundo empresarial debería acordar, y ponerse de acuerdo también en difundir esas buenas prácticas para generar buenas empresas, que son para las sociedades un bien público, contagiando del buen hacer al resto de la sociedad”.

En su intervención Cortina ha destacado que este compromiso debe insertarse en la estrategia de la empresa, formar parte de su forma de ser y de hacer, y “además de hacerlo bien hay que comunicarlo para que sirva de ejemplo”. “Las empresas que asumen la ética como algo desde dentro están mejor gestionadas, y son más fiables para las gentes que quieran acercarse a ellas. La actividad empresarial se convierte así en una actividad capaz de generar riqueza, sumándose rentabilidad y virtud”.

Precisamente esta idea ha sido destacada por Francisco Pons, Presidente de Importaco, que ha resaltado la importancia de extender estos principios “como una mancha de aceite”. Muestra de ello es el compromiso que Importaco acaba de obtener de todos sus proveedores de hacerse firmantes del Pacto Mundial antes de 2014. Una cuestión fundamental teniendo en cuenta que el 90% de las compras de Importaco se hacen a nivel internacional.

En la jornada se han presentando también los casos de Bancaja y Secopsa como empresas ya adheridas al Pacto Mundial, quienes han destacado por encima de todo que “es una herramienta de mejora continua, que permite la gestión del control del riesgo, mejora la reputación, y facilita el diálogo con los grupos de interés”.

En conclusión y en palabras de Adela Cortina, hemos dado un paso importante en la Comunidad Valenciana, pero “hay que seguir luchando por que se sumen más empresas a esta iniciativa. Hay que poner las ventajas de la globalización al servicio de nuestros valores y respetar la dignidad de las personas. Es tiempo de construir sobre roca y no sobre arena, poniendo las empresas, universidades, instituciones políticas, al servicio de las personas porque no tienen precio sino dignidad, y hacer un mundo que este a la altura de lo que se merecen”.

viernes, 17 de junio de 2011

Stefano Zamagni habla sobre potenciar la ética empresarial a través del caritas in veritate

El profesor Stefano Zamagni regresó de nuevo a España para impartir la conferencia Caritas in veritate, a timely message to revitalize business ethics en la UPCO, donde expresó su convencimiento de que el mensaje implicito en la encíclica baticana puede ayudar a potenciar y desarrollar la ética empresarial.

El profesor Zamagni, autor de numerosos libros y artículos de economía, es catedrático de Economía Política en la Universidad de Bolonia; profesor adjunto de Economía Internacional en la John Hopkins University, Bologna Center; profesor contratado de Historia del Pensamiento Económico en la Universidad Luigi Bocconi, de Milán, y miembro de Comité Ejecutivo de la Asociación Internacional de Economía. Ha sido asesor del exprimer ministro Romano Prodi y consultor del Pontificio Consejo Justicia y Paz.

Zamagni comenzó su intervención con algunas consideraciones sobre la encíclica, la primera de la postmodernidad dedicada a la doctrina social de la Iglesia. A su juicio, el paso a la posmodernidad está marcado por dos fenómenos interdependientes: la globalización y la tercera revolución industrial, cuyo nacimiento simultáneo y paralelo ha acarreado no pocos problemas. En este contexto, el Papa Benedicto XVI quiso leer esta nueva era desde la óptica de la doctrina social de la Iglesia.

La encíclica recoge dos nuevos hechos característicos del período en que nos encontramos: la separación entre economía y ética y un individualismo axiológico. La separación del mundo de la economía del de la ética es un fenómeno a todas luces reciente, los economistas clásicos eran también pensadores, filósofos y politólogos. Hoy en día, dijo, los economistas no necesitan estudiar ética porque la economía es una ética en sí misma y esa segregación de los saberes, se observa en la misma configuración de las titulaciones y los planes de estudios en las universidades. Para Zamagni una implicación más de esta concepción es la amoralidad del mercado. El individualismo axiológico supone, explicó Zamagni, que cada cual es responsable de sí mismo y que los valores son los que uno mismo decide. De este principio se desprende, por ejemplo, la crisis de los colegios, escuelas y universidades contemporáneas, de las que se espera que instruyan, pero no que eduquen. "La educación está prohibida -aseguró-. Padres y profesores no deben educar, porque la educación se considera contraria a la libertad".

Extrae cinco consecuencias de estos dos hechos. La primera es la "financialización" de la economía: las finanzas se han convertido en auto-referentes, un fin en sí mismas. "La crisis de los últimos años es el ejemplo más importante de la "financialización" de la economía y las burbujas especulativas demuestran su peligrosidad", dijo el conferenciante. La segunda, la reducción de la tasa de innovación. "En las últimas décadas, el emprendimiento ha descendido", afirmó, y ésta no es una cuestión menor para el Papa, puesto que una de las palabras clave de Caritas in veritate es "emprendedor", que aparece 25 veces. Zamagni distinguió entre renta y beneficio, y comentó que el pontífice propone luchar contra la renta no productiva: "necesitamos más emprendedores", dice en la encíclica.

La deslegitimación del trabajo es la tercera de las consecuencias. "En los últimos años, solo los estúpidos trabajaban", lo verdaderamente atractivo, afirmó, era dedicarse a la especulación o las corruptelas. Esta pérdida de valor del trabajo es mala para la economía, pero es aún peor para la vida cristiana. "Dios creó el mundo, pero no lo completó y pide a los hombres que lo hagan con su trabajo"; por eso, "una cultura que deslegitima el trabajo va en contra del pensamiento cristiano".

En cuarto lugar, se observa que las empresas se han convertido en mercancías, y con ellas sus trabajadores. El planteamiento es que si la compañía es sólo un producto más, puedo deslocalizarlo sin tener en cuenta siquiera a los trabajadores, que no son mi problema. Afortunadamente, concedió, esta concepción no ha tenido éxito en Europa, en países con Francia, Italia o Alemania, pero sí en Reino Unido y, sobre todo, en Estados Unidos, donde es un desastre.

La última consecuencia de la separación entre ética y economía y del individualismo radical es la consagración del consumismo como estilo de vida. La Iglesia no está en contra del consumo, pero es peligroso cuando se convierte en un único fin. "Si identificamos nuestra personalidad con la compra de bienes, crecen nuestras posesiones, pero no nuestra felicidad", concluyó Zamagni. Para el profesor italiano, el homo oeconomicus es un maximizador de bienes pero siempre está triste.

Para lidiar con esta situación, en el texto de la encíclica se hacen varias propuestas, la más significativa de todas es la reintroducción en nuestra sociedad del principio de fraternidad, "un valor más fuerte que la solidaridad, puesto que esta puede ser anónima o impersonal". Para Zamagni, la fraternidad implica reconocimiento de la entrega, como una expresión de la caridad. "Ése es el mayor reto del emprendedor, reintroducir la fraternidad, aplicarla al trabajo". En otra de sus propuestas centrales, el Papa pide que se tome en serio el desarrollo integral de la persona, un desarrollo de sus ámbitos material, social y espiritual. "Las tres dimensiones deben actuar como factores de multiplicación, actuando en paralelo", considera el ponente. Benedicto XVI hace también un llamamiento a la responsabilidad social de la empresa, una expresión que se usa por vez primera en una encíclica. "Hoy el emprendedor, particularmente el cristiano, tiene el reto de aplicar la responsabilidad social en su actividad", agregó Zamagni, para quien el desarrollo material no debe venir de una disminución del social o el espiritual. Puso como ejemplo la política de conciliación entre la vida laboral y personal: "La filantropía no es suficiente, un empresario cristiano debe actuar consecuentemente y dar tiempo a sus trabajadores para educar a sus hijos" Al final, concluyó que lo importante es la productividad, que va ligada a la creatividad y mejora en un entorno humanizado.






miércoles, 15 de junio de 2011

Manuel Pimentel: “La empresa tiene que dar empleo, riqueza, transparencia, y ética”

Carmen Martí, 15/06/10
Hace más de 150 años Darwin afirmaba sobre el sistema evolutivo “sólo los mejor adaptados sobreviven”. Para Manuel Pimentel, ex Ministro de Trabajo y Asuntos Sociales, esta teoría encaja perfectamente con la realidad de las empresas en la actualidad. “Nos ha cambiado el ecosistema y sólo hay dos alternativas: adaptarse o morir”.

Según Pimentel, que clausuraba ayer el XX Seminario de Ética Económica y Empresarial de la Fundación ÉTNOR, las empresas están empezando a adaptarse a la fuerza, la sociedad va más lenta. “Pero el sistema político está en un bloqueo anti evolutivo, incapaces de ponerse de acuerdo en nada. Y cuando esto sucede, o se avanza o se llega al colapso”.

Ante esta situación el ahora empresario afirmó que es un momento de responsabilidad colectiva y de crear marcos que permitan la actividad de las empresas. “En este entorno ahora más que nunca la empresa es necesaria. Sin empleo no hay sociedad justa, y sin empresas, no hay empleo. En España hay muchas menos empresas por habitante que en el resto de Europa, y necesitamos más empresas, más iniciativas”.

Sin embargo, la otra cara de la moneda ha de ser inevitablemente la ética. “Necesitamos un marco favorable a las empresas, pero no un liberalismo salvaje, y para eso son fundamentales las instituciones dedicadas al fomento de la ética, como ÉTNOR, porqué son las que tienen que crear el discurso“. “Hay que favorecer el recurso escaso, que es la creación de empleo. A cambio la empresa tiene que dar empleo, riqueza, transparencia, y ética. Tenemos que rearmarnos moralmente, re-moralizar las empresas, y combinar nuestra acción con el discurso”. “Apostar por ética en estos momentos en los que las empresas van a estar observadas con lupa es una decisión inteligente”.

Respecto a las medidas de ajuste adoptadas en Europa el ponente afirmó que “la austeridad es importante, pero lo más importante es la actividad”. Y calificó las políticas europeas de reducción del déficit como “medicina de caballo”, muy dolora, que o te cura o te mata, frente a la adoptada por EE.UU., que mantiene los estímulos fiscales y sigue endeudándose. ¿Qué es mejor? “Prefiero lo nuestro”, sentenció el ponente. “La lección que hemos de aprender es dolorosa y tiene un riesgo, porque los dos no podemos tener razón, pero a pesar del dolor prefiero el modelo europeo”.

En conclusión, para Pimentel “no hemos aprendido la lección, porque nos está costando entender que las cosas no van a volver a ser como antes nunca”. Pero tenemos un reto claro para el futuro que tiene que marcar los cambios: “volver a ser competitivos, inspirar confianza y hacer reformas que nos liberen del sobre castigamiento al que estamos sometidos”.










jueves, 9 de junio de 2011

Manuel Pimentel clausurará el XX Seminario ÉTNOR

Manuel Pimentel -empresario, escritor y ex Ministro de Trabajo y Asuntos Sociales- clausurará el próximo 14 de junio el XX Seminario ÉTNOR: Revitalizar las empresas para construir una buena sociedad con la conferencia "Reconstrucción del modelo socioeconómico europeo: ¿posible y deseable?".

Además de su labor política y empresarial, Manuel Pimeltel es autor de varios libros, el último de ellos El libro de la escritura vital. Cómo escribir la novela de tu vida [Editorial Almuzara, 2010], y ha participado en la coordinación de otros estudios y monografías como Procesos Migratorios: Economía y Personas [Instituto Cajamar, 2002]; España 2010: Mercado Laboral [Díaz y Santos, 2002]; o la Guía Integral de la Construcción. Prevención de Riesgos Laborales y Medio Ambiente [ECOIURIS, 2004].

También ha sido articulista en los periódicos del Grupo Joly y en la actualidad colabora habitualmente en los diarios Cinco Días, Espublico, y la revista Directivos y Empresas.




Más información en la web de la Fundación Étnor [ver]



lunes, 6 de junio de 2011

#Spanishrevolution? Aonde? Aqui não…

Dilnéia Couto, 06/06/11
A economia mais potente da América Latina e das mais promissoras do mundo ainda engatinha em aspectos tão cruciais como é o comprometimento com o amadurecimento político da sua população.

Enquanto os principais meios de comunicação na Argentina, Chile, Uruguai, Peru, etc. acompanham passo a passo as manifestações da #spanishrevolution, na grande mídia brasileira, que se vangloria por sua cobertura internacional, não se encontra nenhuma misera linha sobre o assunto em nenhum dos grandes meios de comunicação. É assustador ver que nas páginas de amigos brasileiros que sigo no Facebook, por exemplo, somente encontro links de notícias relacionadas com o 15-M publicadas em meios internacionais.

Um país que se orgulha de ser “pluralista” e que defende a bandeira do diálogo internacional como é o Brasil não tem o direito de simplesmente ignorar notícias dessa magnitude, não pode dar-se ao luxo de supôr que esse não é um ‘problema’ também nosso.

Lógico, é mais importante indagar se Palocci (ex-ministro da fazenda no governo Lula e atual ministro chefe da casa civil) fez ou não lobby político, especular de forma irresponsável sobre a possível decadência do governo da presidente Dilma e, questionar se a lei sobre as uniões “homoafetivas” (nome esdrúxulo que se deu as uniões entre pessoas do mesmo sexo) é ou não legitima dadas as manifestações contrárias da bancada evangélica no congresso nacional. Sarcasmo? Com certeza, mas só dessa forma podemos seguir acreditando que no Brasil discutimos assuntos de importância política e que somos um país que acredita na democracia e na defesa dos direitos das minorias.

Por fim, ficam algumas perguntas: Por onde anda a mídia social brasileira? E em que momento se perdeu a responsabilidade com a luta democrática mundial?