lunes, 29 de noviembre de 2010

Debate multidisciplinar para superar la crisis

 Con el reto es señalar qué falla en la RSE, qué elemento podría hacerlo eficaz para superar la actual situación de crisis y prevenir o mitigar situaciones semajantes en el futuro, el congreso EBEN España reunió en 2009 a los mejores especialistas en este sentido con la idea de poner en común sus reflexiones e investigaciones y contrastarlas con los puntos de vista de politicos y gestores. Todo ello con la pretensión de generar ideas plausibles que contribuyan al diseño colectivo de una economía de futuro. Una ecopnomía que incorpore valores como la responsabilidad, el respeto y la justicia entre otras cuestiones importantes, elementos cuya operatividad impida al máximo la generación de crisis como la actual y que tanto daño está haciendo a los más débiles.

En este sentido, el libro "Ética y Responsabilidad ante la crisis" (2010) contiene gran parte de las intervenciones presentadas y debatidas en el congreso EBEN España 2009 celebrado en Granada, entre las que destacan Ramón Jáuregui, Adela Cortina, Pedro Francés, Domingo García-Marzá y Jesús Conill (Granada, Ediciones Sider).

Dividido en 4 grandes bloques temáticos -"Ética y Responsabilida ante la crisis", "Ética y crisis financiera", "Reflexiones éticas sobre la crisis económica: modelos teóricos", y "Reflexiones éticas sobre la crisis económica: temas y casos"- en él pueden leerse interesantes reflexiones alrededor de la crisis, así como propuestas de mejora de la economía actual y de las instituciones, organizaciones y empresas que la componen. Entre otras, destacan "Sistema integrado de comunicación ética: una propuesta para afrontar la crisis" de Dilnéia Tavares, "Una ética de las próximas generaciones para integrar el medio ambiente y la ética empresarial" de Daniel Arenas y Pablo Rodrigo, "La participación dialógica como herramienta de gestión empresarial responsable" de Patrici Calvo, "La responsabilidad social en las Pymes comerciales: una propuesta desde la ética" de Carmen Martí, Roberto Ballester y Domingo García-Marzá, y "Ética de la responsabilidad para transformar la cultura económica" de Jesús Conill.


viernes, 26 de noviembre de 2010

Ética y Empresa ‘en serio’

 Si hubiera escrito este artículo hace poco más de un año seguramente no habría pensado en dedicar estas líneas a analizar por qué la empresa, y también la sociedad, no se toman en serio los asuntos éticos dentro de las organizaciones.

Es más, incluso podría haber destacado como un gran avance el número creciente de empresas que se adhieren al Pacto Mundial de Naciones Unidas, hace Memorias de Sostenibilidad o elaboran políticas de RSE. Partiendo de esta realidad, parece necesaria la reflexión acerca de lo que ha pasado en los últimos años con la ética empresarial, la Responsabilidad Social de la Empresa (RSE) u otras cuestiones relacionadas con estos asuntos.

Creo que, como ha pasado en general en la economía, en la última década se ha generado también una cierta especulación de estos asuntos. Digamos que muchas empresas se han ‘emborrachado’ con la retórica de la RSE; casi cualquier empresa que quisiera jugar en primera división se subió a este tren, generando así una competencia, a mi modo de ver insana, para ver qué empresa hacía una política de RSE más espectacular y llamativa con el objetivo de llenar páginas de periódicos y sorprender en foros empresariales. Parecía que las cosas en el mercado estaban tomando un camino de incorporación y respeto de principios éticos. Entonces llegó, para algunos, la sorpresa: estalló la crisis y descubrimos todos los agujeros negros que el sistema, el mercado y las empresas estaban ocultando, y los que nos quedan por conocer. ¿Por qué no nos hemos tomado en serio la importancia que la ética tiene para llevar adelante proyectos empresariales con éxito?

Esta era la pregunta que rondaba en el XIX Congreso de la European Business Ethics Network (EBEN – www.eben-net.org), que se celebró en Atenas hace apenas unos días. Ciertamente, este desánimo contrasta con el aire de optimismo que se respiraba en los encuentros de años anteriores. Hemos pasado de ‘por fin las empresas nos escuchan’ a ‘las empresas no nos toman en serio’ en sólo un año.

Lo que parece evidente es que en la última década la apuesta de las empresas por la incorporación de la RSE ha tenido más de retórica que de realidad; una retórica muy bien elaborada, pero detrás de la que no había mucho fundamento. Es de justicia también decir que no es el caso de todas las empresas. Es cierto que un número importante se ha tomado esto en serio. Por suerte, el momento que vivimos traerán consigo algo positivo; ayudará a distinguir unas empresas de otras; las que han incorporado y asumido algo más que la retórica.

También, es momento de hacer cierta autocrítica. Las organizaciones como la Fundación ÉTNOR (http://www.etnor.org/) y muchas otras, que se dedican a investigar, formar y acompañar a empresas y organizaciones en estos asuntos deberemos reflexionar sobre lo que hemos hecho mal y en qué necesitamos mejorar. Quizá también nosotros hemos ayudado a construir esta retórica grandilocuente o nos hemos despistado un poco y no hemos sabido ver lo que se escondía detrás de las palabras.

En mi opinión, analizando lo que ha sucedido, creo que hay una cuestión clave que necesita ser aclarada para corregir el desenfoque en materia de RSE. La RSE es un modelo de gestión, una filosofía organizacional que implica una manera de hacer las cosas en las corporaciones. Y, cuenta con diferentes herramientas, quizá la más conocida sea las Memorias de RSE como instrumento de comunicación de la apuesta de la empresa en estos temas.

Pero intuyo que se ha tomado la parte por el todo. Es decir, se han desarrollado y puesto mucho énfasis en las herramientas, que no digo que esté mal, pero se olvidó que éstas si no tiene detrás un por qué y un para qué acaban sirviendo para bien poco y tienen un recorrido escaso, habitualmente muy ligado a las modas. Por tanto, propongo, como reza la última moda en gestión, el back to basics; repensar que propone la ética empresarial y el modelo de empresa socialmente responsable, o responsable sin más, porque también creo que la inclusión del término social en el concepto ha despistado a algunas organizaciones, invitándoles a fijarse solamente en lo que ocurría de puertas hacía fuera y olvidando que dentro de casa solemos tener, casi siempre, bastante trabajo.

Roberto Ballester es Gerente de la Fundación Étnor (Ética de los Negocios y las Organizaciones)

miércoles, 24 de noviembre de 2010

Bernardo Kliksberg presenta el “V Programa Iberoamericano de Formación de Formadores en RSE”

 Tras la realización con éxito del “IV Programa Iberoamericano de Formación de Formadores en Responsabilidad Social Empresarial”, en el que se postularon 317 docentes de 16 países de Iberoamérica, y se seleccionaron 196 docentes para participar en el Programa, en su mayor parte provenientes de las universidades adscritas a REDUNIRSE, su codirector Bernardo Kliksberg ha dado a conocer hoy a través de un escrito la convocatoria del “V Programa Iberoamericano de Formación de Formadores en Responsabilidad Social Empresarial”, que se realizará del 14 de febrero al 9 de junio de 2011.

Organizado por REDUNIRSE, red constituida actualmente por 202 universidades de 20 países de América Latina, España y Portugal, con el apoyo de la Dirección Regional para América Latina y el Caribe del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), y el Fondo España-PNUD Hacia un desarrollo integrado e inclusivo para América Latina y el Caribe, el Programa de Formación de Formadores en RSE, de carácter virtual, tiene como objetivo primordial apoyar a las universidades en el fortalecimiento de sus capacidades para enseñar esta nueva área de conocimiento al mejor nivel internacional, y contribuir así a reforzar el liderazgo de las universidades iberoamericanas en esta materia.

Como destaca Kliksberg, el programa -diseñado para 17 semanas lectivas y dirigido a profesores/as e investigadores/as universitarios en activo provenientes de distintas disciplinas- se estructura en tres módulos: conceptual, instrumental y de análisis-construcción de casos. Los tres módulos están secuenciados temáticamente y permiten avanzar desde el conocimiento y debate sobre las distintas perspectivas y las recientes contribuciones al tema de la RSE hasta las pautas para la construcción y el análisis de casos y prácticas de RSE, pasando por el análisis del modelo de gestión de la RSE en las organizaciones y sus principales actores, estrategias e instrumentos. Además, esta V edición del Programa de Formador de Formadores en RSE también será inaugurada con las conferencias magistrales del premio nobel Amartya Sen, del premio nobel Joseph Stiglitz y del propio Bernardo Kliksberg. Los/as docentes universitarios que completen el programa recibirán un diploma expedido por PNUD/AECID/ Fondo España-PNUD, así como también un certificado de posgrado expedido por la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires.

Para poder participar, las propuestas de cada universidad deben llegar antes del 11 de enero de 2011, rellenando la solicitud de inscripción online directamente en el sitio www.redunirse.org con los datos de los profesores postulados y enviándola junto con la carta aval firmada y escaneada -cuyo formato se acompaña- a la siguiente persona y dirección: Carla Crocco, crocco@econ.uba.ar

Puede solicitarse cualquier información adicional a Sonia Ortiz Arcos (Fondo España-PNUD) sonia.ortiz.arcos@undp.org

martes, 23 de noviembre de 2010

Próxima presentación del libro "Ética profesional de los profesores"

 El próximo jueves 2 de diciembre a las 19:30, en La Casa del Libro de Valencia (Paseo Ruzafa 11), tendrá lugar la presentación del libro de Emilio Martínez Navarro "Ética profesional de los profesores" (Bilbao, Desclée De Brouwer). Una obra que analiza la ética de la profesión docente en el contexto de una sociedad pluralista, atendiendo cuestiones relevantes como el bien interno de la docencia, las actitudes éticas del profesor con sus alumnos, y los conflictos éticos en la enseñanza.

El evento contará con la presencia de Adela Cortina, Catedrática de Ética de la Universidad de Valencia y Directora de la Fundación ÉTNOR, y de Augusto Hortal, Director de la colección “Ética de las Profesiones” de la editorial Desclée De Brouwer.

Más información sobre el libro en la web oficial de Emilio Martínez [ver] o en la propia editorial Desclée De Brouwer [ver]

lunes, 22 de noviembre de 2010

Curso para elaborar informes de responsabilidad

 La UNIETHOS, organización vinculada al Instituto ETHOS (Brasil) realiza entre los días 1 y 2 de diciembre próximo el curso de formación "Relatorio de Sostenibilidade GRI", que visa preparar gestores para la elaboración de sus relatórios de sostenibilidad en base a la metodología internacional establecida por el GRI (Global Reporting Initiative).

Para más información, pongase en contacto con la entidad organizadora:

- Correo Electrónico: atendimento@uniethos.org.br


viernes, 19 de noviembre de 2010

La gestión ética de los territorios

 La gestión de un territorio está relacionada a numerosas cuestiones, algunas de ellas de corte político y económico. Y, por esto, una reflexión profunda exige definir un horizonte de actuación que ayude a analizar si se está avanzando o retrocediendo en la aplicación del modelo de gestión elegido. En este sentido, si queremos pensar en el futuro de nuestro territorio haría falta una nueva alianza entre la administración pública, las empresas y la sociedad civil. Una alianza que sea capaz de frenar esta peligrosa tendencia de desmoralización de la vida pública. Y alcanzarla depende del protagonismo de la sociedad civil que es decisivo en la promoción del cambio.

Actualmente la situación de crisis económica por la que pasan las sociedades - y se refleja principalmente en los ámbitos locales – parece ser el punto de partida de los problemas políticos y sociales que se están viviendo. Sin embargo, el proyecto de repensar nuestras sociedades exige asumir una crisis de sentido de la democracia, de su legitimidad, la cual se fortalece en función de una percepción social de que la política está en manos de la economía lo que genera una crisis de confianza de las personas en sus representantes. A su vez, también una crisis social que se presenta a través de la atomización social que se vive en nuestras sociedades, en donde el individualismo y el egoísmo son los protagonistas de nuestras actuaciones. No se debe olvidar que la economía está relacionada intrínsecamente con la política y la política con la sociedad.

Por esto, para llevar a cabo una propuesta de desarrollo para nuestros territorios es importante empoderar a las personas y a las instituciones. Se trata de otorgarles poder para que se hagan responsables de parte de la vida pública y protagonistas de sus propios proyectos de vida. Previamente conviene pues tener en cuenta que, a diferencia de lo que se suele pensar, la responsabilidad pública y la responsabilidad estatal son dos ámbitos distintos y, los políticos no son los únicos responsables del ámbito público. La gestión de lo público es responsabilidad de los políticos, sin embargo la sociedad es responsable de la toma de decisión de como es la ciudad que se quiere construir. En otras palabras, cómo es la ciudad en la que quiere vivir.

Siendo así, se intentará explicar la aportación que se pretende hacer a través de una metáfora que es la de la construcción de la casa, ésta entendida como espacio común de convivencia. Para ello, la argumentación que sigue se dividirá en seis pasos. Un primer paso es preguntarse sobre qué tipo de casa se quiere construir. Y la respuesta podría ser que queremos una sociedad que sea capaz de generar las posibilidades para que todos puedan llevar a cabo su proyecto de vida buena dentro de ella, lo que se entendería como una sociedad justa.
El segundo paso es elegir dónde queremos construir, y es el momento de definir una apuesta fuerte por lo local, y preguntarnos qué están haciendo los organismos estatales y los empresarios para potenciar la edificación de las ciudades.

El tercer paso requiere definir las bases de la casa, que serán los valores morales que sean compartidos, como: la inclusión, la participación, la reciprocidad y la responsabilidad. Una estructura que debe ser fuerte y bien definida con bases sólidas para que sea posible sostener las estructuras que se construirán a continuación.

Un cuarto paso implica elevar los pilares de sostén de la casa, que no son más que las instituciones pensadas y diseñadas desde los siguientes principios: transparencia y control de las actividades, apertura al diálogo con la sociedad mediante mecanismos concretos que fomenten y permitan la participación activa de la sociedad.

Un quinto paso implica la construcción de las paredes de la casa, y aquí nos referimos a la ética profesional, es decir a la responsabilidad que tenemos como profesionales de las diversas áreas. Considerando que el hacer bien nuestro trabajo es colaborar directamente en lo público.

Y, finalmente, tendremos que techar la casa y aquí es donde situamos la educación. Esta es la condición para que construyamos nuestro carácter, pues uno no nace sabiendo ser un buen ciudadano. La educación es la única capaz de transformar este ciclo vicioso entre la economía, la política y lo social en un ciclo virtuoso. Todo ello, siempre considerando que la base de nuestra construcción son los valores morales compartidos y que, sin ellos, la cimentación de nuestra casa –nuestro territorio – será muy difícil de conseguir.



García-Marzá es catedrático de Ética Empresarial de la Universitat Jaume I y director de proyectos de la Fundación Étnor


Artículo publicado en el periódico Mediterraneo el 25 /04/10



martes, 16 de noviembre de 2010

"Justicia Cordial", último libro de Adela Cortina

 “Justicia Cordial”(Madrid, Trotta, 2010), de Adela Cortina , es una obra cuyo objetivo principal es diseñar los trazos de una sociedad cordialmente justa en sus principales dimensiones: ética cívica, éticas aplicadas, ciudadanía, democracia comunicativa, derechos humanos, relación con los animales y el horizonte de una justicia mundial.

Para ello, la autora toma como referente un concepto de justicia que nace de una razón cordial y compasiva, una propuesta que ha ido desarrollando desde, sobre todo, la publicación de su libro Ética cordial (Premio «Jovellanos» de ensayo 2007)

El libro ha sido publicado por la editorial Trotta y puede ser adquirido en los diferentes centros de distribución habituales o en la propia editorial a través de internet [editorial Trotta]

lunes, 15 de noviembre de 2010

La Inversión Socialmente Responsable llega a los 5 billones de euros en 2009

 En un estudio recientemente publicado por Eurosif (European Sustainable Investment Forum), la organización destaca que la inversión socialmente responsable en Europa alcanzó la cifra de los cinco billones de euros a 31 de diciembre de 2009. Estos números indican la duplicación en estos tipos de inversiones en relación al último informe publicado por la misma organización, que en 2007 indican que las inversiones llegaban a los 2,7 billones de euros.



viernes, 12 de noviembre de 2010

Frankenstein: el origen de la Neuroética

Adela Cortina, 12/11/2010
 En 2002 nace un nuevo saber, la Neuroética, en un congreso organizado por la Fundación Dana, interesada por las neurociencias. El congreso se celebra en San Francisco, con la asistencia de un buen número de especialistas, dispuestos a presentar en sociedad a la recién nacida, que tendrá por delante una apasionante tarea: no solo se ocupará de evaluar éticamente las investigaciones y las aplicaciones en neurociencias, sino también de tratar problemas fundamentales de la vida humana en los que está implicado el cerebro, como la libertad, la conciencia, el yo, la relación mente-cuerpo o las bases cerebrales de la moral.

Desde el congreso fundacional han aumentado exponencialmente las instituciones y publicaciones dedicadas al tema, llegando en ocasiones a la convicción de que la Neuroética es al siglo XXI lo que la Genética fue al XX, el gran reto que las ciencias plantean a la ética, ahora gracias al avance de las neurociencias.

El abanico de aplicaciones que abre el nuevo saber es inmenso, pero de entre ellas una se ha convertido en el asunto estrella: el enhancement, la posible mejora de las capacidades humanas interviniendo en el cerebro, el perfeccionamiento de facultades normales, y no solo la curación de patologías. La perfectibilidad del hombre, el gran reto del siglo XXI, las virtualidades y los límites de conseguir hombres y mujeres mejores interviniendo en el cerebro.

¿No desearía usted que le insertaran un chip para hablar inglés sin necesidad de academias? ¿No querría recuperar aquella fabulosa memoria de la juventud? Si la nueva Genética preparaba el Mundo feliz que diseñó Aldous Huxley, las neurociencias permitirían encarnar por fin el sueño del doctor Frankenstein.

Porque según cuenta uno de los fundadores de la Neuroética, William Safire, el nuevo saber nació en realidad en 1816 con el Frankenstein de Mary Shelley. ¿Lugar? Villa Diodati, en los alrededores de Ginebra. Allí se han reunido Lord Byron, Shelley, Polidori y Mary, que más tarde llevaría el nombre de Mary Shelley. El mal tiempo les obliga a permanecer en la villa y deciden hacer la apuesta de escribir cada uno un relato de terror. Al finalizar la estancia solo Mary ha sido capaz de terminar ese relato Frankenstein: el Prometeo moderno, con el que, al parecer, y sin ella saberlo, nació la Neuroética.

Claro que contar de este modo la prehistoria del nuevo saber puede parecer disuasorio, que es un intento de prevenir contra las posibles consecuencias nefastas de la tarea prometeica de intentar crear hombres más perfectos, porque puede llevar a producir monstruos. Como ella misma confiesa, Mary había leído los trabajos de Erasmus Darwin, el abuelo de Charles Darwin, sobre la creación de la vida artificial, y los toma como base para su obra. Por eso, aunque empieza escribiendo una historia de terror, va pasando poco a poco a contar un relato sobre la perfectibilidad del hombre y acaba descubriendo que el presunto hombre más perfecto no es más que un monstruo. Se trataría a fin de cuentas de una novela educativa más, con una moraleja que convendría recordar en el siglo XXI, cuando las técnicas de neuroimagen permiten conocer más a fondo el cerebro y se hacen posibles intervenciones de mejora. Agitar el espantajo del monstruo de Frankenstein sería la forma de prevenir frente a esta nueva tarea prometeica.

Pero no es este el mensaje que encontrará en la novela de Shelley quien no solo lea el comienzo, sino que llegue hasta el final. Sin duda la criatura de Frankenstein es un hombre distinto de los conocidos, más perfecto en algunas de sus capacidades, pero, precisamente por eso, no puede encontrar a ningún semejante, nadie puede reconocerle como un igual en humanidad. Y el hilo conductor de la novela es la búsqueda desesperada de un igual en quien poder reconocerse, a quien poder estimar y de quien recibir estima. Al final del relato el monstruo maldice a su creador por haberle creado con un gran anhelo de felicidad y sin los medios para satisfacerlo: le ha dado grandes capacidades, pero no la posibilidad de encontrar a un igual con el que compartir vida y destino, no hay derecho a crear a un ser sin ofrecerle a la vez los medios para ser feliz.

Ese era en realidad el mensaje de Mary Shelley: que los miembros y los órganos de un ser humano, incluido el cerebro, pueden ser muy perfectos, pluscuamperfectos, pero nada garantiza que su vida sea una vida buena si no puede contar con otros entre los que saberse reconocido y estimado. "El ángel rebelde -dirá el monstruo de Frankenstein- se convirtió en un monstruo diablo, pero hasta ese enemigo de Dios y de los hombres cuenta en su desolación, con amigos y compañeros. Yo estoy solo".

Tal vez este debiera ser el mensaje de una Neuroética pensada en serio, prometedora en tan gran cantidad de posibilidades, cuidadosa de esa dimensión del reconocimiento mutuo sin la que la felicidad flaquea. Tal vez sea ese el modo de superar el fracaso de Frankenstein en un proyecto de vida, no tanto más perfeccionada, como buena.


Adela Cortina es catedrática de Ética y Filosofía Política de la Universidad de Valencia, miembro de la Real Academia de las Ciencias Morales y Políticas, y directora de la Fundación ÉTNOR.


Artículo publicado en el periódico El País el 17/10/2010


jueves, 11 de noviembre de 2010

García-Marzá: "Es necesario gestionar la ética para frenar la erosión continuada de la confianza en las farmacéuticas"

 El pasado lunes 8 de noviembre tuvo lugar en la Llotja del Cànem en Castellón la mesa de debate “La industria farmacéutica, hoy”, que forma parte del Club de Debate organizado por el programa Campus Obert de la Universitat Jaume I.

En la ocasión han intervenido: Domingo García-Marzá, Catedrático de Ética de la Universitat Jaume I; José Eduardo Clérigues, director general de Farmacia y Productos Sanitarios de la Generalitat Valenciana; Paloma Fernández Cano, responsable de Relaciones Institucionales de MSD -Merk Sharp & Dohme- en la Comunidad Valenciana y, Luís Lizán, profesor asociado de la UJI y coordinador del Máster Universitario de Investigación en Atención Primaria. La moderación estuvo a cargo de Carmen Tomás, periodista del periódico Mediterráneo.

Entre los temas más destacados por los ponentes estuvo la cuestión de la gestión de las industrias farmacéuticas y sus retos ante las nuevas exigencias políticas y sociales. Una temática que, desde el punto de vista de la ética, fue abordada por García-Marzá. En su intervención, el catedrático de ética de la Universitat Jaume I destacó la necesidad que tiene hoy en día toda empresa de gestionar la ética para generar confianza. Por ese motivo, es importante que la industria farmacéutica emprenda un proyecto sólido de responsabilidad social empresarial que sea capaz de superar la actual “erosión continuada de la confianza” en la cual está cada vez más inmersa.

En este sentido, García-Marzá destacó tres importantes pasos que deben ser dados para la implementación de un proyecto de gestión ética y responsable de las organizaciones. El primero de ellos sería la “mejoría de la responsabilidad de las propias empresas”. El segundo paso gira en torno al tema de que “la transparencia es fundamental”, y “es directamente proporcional a la confianza”. Y, el tercer paso sería la implementación de una propuesta de gestión que tuviera en cuenta “la idea de trabajar empresas abiertas que son capaces de trabajar en corresponsabilidad, por ejemplo, con la propia administración pública, con las universidades, con asociaciones de consumidores, con hospitales, etcétera.”

Para finalizar, García-Marzá puntualizó “combinar negocio y salud es posible, pero para que estas empresas lo puedan hacer de forma responsable requieren también de la colaboración de las administraciones y de la sociedad civil”.


miércoles, 10 de noviembre de 2010

Lanzamiento del Informe sobre Desarrollo Humano 2010 Naciones Unidas

 El 4 de noviembre se celebró el lanzamiento de la Edición del Vigésimo Aniversario del Informe sobre Desarrollo Humano del PNUD, titulada “La verdadera riqueza de las naciones: Caminos al desarrollo humano” en la sede de las Naciones Unidas. La presentación corrió a cargo del Secretario General de las Naciones Unidas Ban Ki-moon, la Administradora del PNUD Helen Clark y el premio Nobel Amartya Sen.

Jeni Klugman, principal autora del IDH 2010, expuso las principales conclusiones, entre las que se incluye su reveladora revisión de los datos relativos al desarrollo global y las tendencias de las últimas décadas. Asimismo, presentó nuevos índices de desarrollo humano, por ejemplo, el Índice Multidimensional de la Pobreza (MPI, por sus siglas en inglés). Como parte de la conmemoración del vigésimo aniversario, la Oficina encargada del Informe sobre Desarrollo Humano volverá a publicar todos los IDH anteriores en formato PDF y libro electrónico, que se podrán descargar gratuitamente.

El primer Informe sobre Desarrollo Humano, publicado en 1990, comenzó con una premisa simple que ha orientado todo su quehacer posterior: “La verdadera riqueza de una nación está en su gente”. Al corroborar esta afirmación con un cúmulo de datos empíricos y una nueva forma de concebir y medir el desarrollo, el Informe ha tenido un profundo impacto en las políticas de desarrollo en todo el mundo.

Esta edición especial conmemorativa del vigésimo aniversario contiene algunos comentarios introductorios de Amartya Sen, economista ganador del Premio Nobel, quien trabajó con el fundador de la serie, Mahbub ul Haq, en la concepción del primer Informe sobre Desarrollo Humano e inspiró y participó en varias de sus ediciones posteriores.

El Informe 2010 mantiene la tradición de ir más allá del paradigma del desarrollo. Por primera vez desde 1990, hace un recuento exhaustivo de las últimas décadas y reconoce tendencias y patrones muchas veces inesperados que aportan lecciones importantes para el futuro. Esta diversidad de caminos hacia el desarrollo humano demuestra que no existe una fórmula única para el progreso sostenible, y que es posible y se han logrado avances extraordinarios a largo plazo aún sin un alto nivel de crecimiento económico.

Mirando más allá de 2010, este Informe analiza aspectos cruciales del desarrollo humano, desde las libertades políticas y el empoderamiento hasta la sostenibilidad y la seguridad humana –y esboza un programa más amplio de investigaciones y políticas para responder a estos desafíos.
Según escribe Amartya Sen: “Veinte años después de la publicación del primer Informe sobre Desarrollo Humano, los logros conseguidos ameritan grandes celebraciones. Pero también debemos mantenernos alerta para encontrar formas de mejorar la evaluación de las adversidades de antaño y de responder a las nuevas amenazas que ponen en riesgo el bienestar y la libertad humana”.


Fuente: PNUD [ver]

martes, 9 de noviembre de 2010

"Economía Civil. Eficiencia, Equidad, Felicidad Pública"

 “Economía Civil. Eficiencia, Equidad, Felicidad Pública” es un interesante libro de Stefano Zamagni y Luigino Bruni cuya primera edición en castellano vio la luz en 2007 gracias a la Editorial Prometeo.

La obra trata sobre las relaciones de reciprocidad que se establecen en el ámbito tanto social como económico, desarrollando con ello una concepción de economía civil basada en el pensamiento del Humanismo civil del siglo XV. En suma, el libro busca indagar en un camino de desarrollo económico diferente al propuesto por la teoría neoclásica tradicional, capaz de hacer del mercado tanto un encuentro de intereses como, y sobre todo, de gratitudes cuyo propósito sea la construcción de la felicidad pública a través de la autorealización de los participantes. (Buenos Aires, Prometeo, 2007).

Actualmente el libro en castellano se encuentra agotado, pero puede contactarse con la editorial Prometeo para conocer la fecha de reedición programada [contactar]

lunes, 8 de noviembre de 2010

FEAPS CV da a conocer su memoria de responsabilidad

 FEAPS CV ha dado a conocer todas sus actuaciones en materia de responsabilidad social, a través de la publicación de su primera memoria de Responsabilidad Social Organizativa. La Federación de Asociaciones en favor de las personas con discapacidad intelectual de la Comunidad Valenciana (FEAPS CV), pretende evidenciar y dotar de mayor transparencia su quehacer cotidiano entre sus grupos de interés; familias, personas con discapacidad, profesionales, voluntarios, miembros de junta directiva, asociaciones….

Esta memoria recoge las actuaciones realizadas en materia social, económica y ambiental así como los compromisos adoptados para el próximo año 2011. Como dice la presidenta de la entidad, Pepa Balaguer, “hemos creído en la ética y aunque aun nos queda mucho por hacer, hemos sido capaces de elaborar un Código ético, que nos recuerda que en nuestro trabajo no todo vale”.

La pretensión del movimiento asociativo FEAPS es invertir en el presente y en la mejora del futuro los recursos existentes y los que se obtengan de trabajar en esta línea. La memoria de Responsabilidad Social de FEAPS CV es un instrumento de evaluación y valoración de la dimensión ética de la organización. Ha sido reforzada con los indicadores del nivel B pertenecientes a la metodología del Global Reporting, y los indicadores de discapacidad de la Fundación ONCE, con el fin de responder de forma más eficaz a la confianza depositada de los grupos de interés en la federación y difundir estos valores de responsabilidad social en el movimiento asociativo. Es una herramienta de comunicación clave para mejorar la gestión de la confianza y la transparencia, entendida como la capacidad de devolver a sus públicos una respuesta a esos intereses y necesidades que fueron depositados en la organización.

¿Qué es FEAPS CV FEAPS Comunidad Valenciana?
Es la Federación de Asociaciones en favor de las Personas con discapacidad intelectual de la Comunidad Valenciana. Una organización no gubernamental, sin ánimo de lucro, además de la entidad más representativa del sector en la Autonomía. La constituyen un total de 52 Asociaciones, más de 8000 socios y 6000 usuarios, 120 Servicios de atención directa y casi 1500 profesionales. FEAPS CV se constituye en 1988 con Entidades de Castellón, Valencia y Alicante con el fin de dar servicio a las Asociaciones que la integran, a Padres de Personas con discapacidad intelectual y a las propias Personas con discapacidad para hacer un frente común de defensa y reivindicación ante los organismos competentes. Cabe destacar que FEAPS CV es miembro constituyente del Comité Español de Representantes de Minusválidos de la Comunidad Valenciana, CERMI-CV y es una entidad más de las 19 que existen en todo el territorio nacional y que conforman el Movimiento Asociativo FEAPS representado por la Confederación Española de Organizaciones en favor de las personas con discapacidad intelectual.


FEAPS CV: Federación de Asociaciones en favor de las Personas con Discapacidad Intelectual de la COMUNIDAD VALENCIANA

viernes, 5 de noviembre de 2010

Trabajos con apoyo, Empresas con apoyo

Mónica Gassent, 05/11/10
 Con la que está cayendo en el terreno laboral, sólo nos faltaba poner el dedo en la llaga y empezar a hablar de un colectivo como son las personas con discapacidad intelectual, que presenta tasas de actividad y empleo por debajo de la población en general. El INE, Instituto Nacional de Estadística, indica que la tasa de inactividad del colectivo ronda el 44% frente al 30% de la población general entre otros datos de interés.

La máxima de que el trabajo es un elemento clave en la vida de cualquier persona rige igual para muchas de las que tienen discapacidad cuyo proyecto de vida pasa por el empleo. Sin embargo, hay que ser conscientes de las dificultades con las que se encuentra este colectivo para acceder a él y mantenerlo. Las propias personas con discapacidad intelectual se plantean “¿qué podemos hacer los miembros integrantes de una asociación, para que si una empresa lanza una oferta de trabajo en la que solicita a un discapacitado, confíe en que podemos realizarlo en lugar de ponernos barreras?”, estas palabras de Máximo Martí, usuario de ASMISAF; hacen que, desde las entidades del sector de la discapacidad, nos planteemos que es imprescindible informar u obtener mayor visibilidad en el mundo empresarial e incluso ofrecerles un proceso más sencillo para la contratación y más concretamente en las PYMES que configuran el 98% del tejido empresarial de nuestro entorno.

Las empresas, desde la perspectiva de la creación de empleo, tampoco están atravesando una etapa sosegada; no obstante, es un hecho que algunas de ellas, desde su política de responsabilidad social, están orientando su demanda de trabajadores con discapacidad gracias a asociaciones o fundaciones especializadas en formación y asesoramiento de este colectivo. Varios ejemplos fueron expuestos en la Jornada sobre Integración Laboral de Personas con discapacidad realizada en Quart de Poblet el pasado mayo. Sin embargo, también se advirtió en dicho foro que queda mucho por hacer sobre todo cuando hablamos de discapacidad intelectual. Es obvio que no todas las empresas presentan la misma predisposición a la hora de la contratación. Por eso es más habitual encontrarnos con opiniones de empresarios del tipo de: “Si ya es difícil contratar a una persona normal, pues imagínate a un discapacitado”; impresiones de dirigentes que nunca o alguna vez se han planteado insertarlos en la plantilla de su organización. Este tipo de comentarios, resume la percepción de las empresas sobre la inserción de colectivos en riesgos de exclusión. En primer lugar, manifiestan desconocimiento de la discapacidad, miedo e inseguridad y por otra parte, plantean la inserción como un gasto y no como una inversión, entre otros pretextos.

En resumen, a pesar de que los empresarios vean en esta práctica una forma positiva de hacer bien las cosas, terminan en gran parte, remitiendo a excusas como las anteriores. Sin embargo, la administración pública ha dado un salto cualitativo en la integración realizando la primera convocatoria de oposiciones pensada y diseñada para el colectivo de la discapacidad intelectual. Una iniciativa respaldada con la inserción de cláusulas sociales en la misma y que puede servir de ejemplo y/o requisito para sus colaboradores (proveedores, subcontratas, concursos públicos, etc.).

Hoy en día, no podemos excluir la discapacidad y otros colectivos de la reivindicación de derechos laborales, de la responsabilidad social de las empresas y menos de la sociedad en general. No gestionar bien la diversidad de personas, implica generar conflictos, mermar el clima laboral y perder oportunidades de negocio. Gestionarla bien, aumenta la productividad, genera una ventaja competitiva en el mercado laboral y en los mercados de consumo y, por supuesto, la mejora de la imagen y la comunicación de la empresa en base a unos valores corporativos solidarios. FEAPS Comunidad Valenciana, como sus entidades asociadas conocedoras de la actual situación, quieren llamar la atención de las empresas y extenderles la mano, siempre que estén dispuestas a optar por una inserción responsable. Es básico para ambos buscar alianzas con el fin de generar nuevas oportunidades y posibilitar, como agentes activos de la ciudadanía que son las empresas y el tercer sector, una transformación social. De este modo, la alianza o el apoyo mutuo se transforman en un instrumento vivo, eficaz y por supuesto, en coherencia con la responsabilidad social.


Mónica Gassent es la responsable de RS de FEAPS-CV


Artículo publicado en el periódico Mediterráneo el 31/10/2010

jueves, 4 de noviembre de 2010

I Seminario de ética y neurociencias: aplicaciones a la economía y a la política

 El pasado miércoles 3 de noviembre, Patrici Calvo, becario de investigación del Ministerio de Ciencia e Innovación, abrió el I Seminario de ética y neurociencias: aplicaciones a la economía y a la política realizado por el Grupo de Investigación de “Ética y Neurociencias: La aportación de la neuroeconomía a la dimensión ética del diseño institucional” de la Universitat Jaume I con su propuesta "La empresa y la economía desde el principio de reciprocidad".

El ponente presentó el estudio que ha llevado a cabo sobre el principio de reciprocidad desarrollado por Stefano Zamagni, uno de los teóricos que más lo ha trabajado en los últimos tiempos tanto desde el punto de vista teórico como práctico, con el objetivo de precisar hasta qué punto puede éste aportar propuestas plausibles a la Ética Empresarial y la RSE en sentido dialógico en la reflexión y justificación de las conductas responsables de y en las empresas.

Durante la exposición y el posterior debate, se destacaron las aportaciones de las neurociencias –sobre todo de la neuroeconomía- a la justificación de la necesidad de una economía y una empresa basada no sólo en el principio de intercambio de equivalentes, sino también, y sobre todo, en el principio de reciprocidad. Calvo destacó en su intervención que la introducción de otros campos de estudio en la teoría de los juegos como la psicología, la sociología, la biología evolutiva, la filosofía moral o, en última instancia, la neurología –a través de la teoría neuronal de los juegos- ha permitido constatar empíricamente que, en primer lugar, las conductas económicas no responden tácitamente a un modelo único de ser humano, un individuo que actúa en el mercado por y para sí, guiado exclusivamente por una racionalidad estratégica y, en segundo lugar, las conductas humanas dentro de la economía y de la empresa son mucho más complejas de lo que ingenuamente se pensaba en un primer momento.

Calvo explicó como, ante la aparente imposibilidad de comprender en su totalidad el proceso económico moderno desde un enfoque basado únicamente una racionalidad estratégica, es cada vez más notable la literatura especializada que se decanta por la necesidad de dilucidar un nuevo tipo de racionalidad económica que no ancle sus raíces en la devaluada figura del homo economicus. Una racionalidad no exclusivamente estratégica que permita comprender mucho mejor la complejidad de las conductas humanas en contextos económicos y, con ello, la insostenibilidad actual del sistema y de las instituciones, organizaciones y empresas del mercado.

Como conclusión de la primera sesión del I Seminario de Ética y neurociencias: aplicaciones a la economía y a la política, Calvo apuntó que “ampliado el marco de posibilidades al desterrar la visión autista que ha caracterizado el pensamiento de la escuela neoclásica, fundamentada en la racionalidad del homo economicus, se abre la posibilidad de que, por una parte, los comportamientos éticos de las empresas dejen de verse como un pasivo que minimiza o ralentiza la consecución del beneficio económico; por otra, que el uso de la razón práctica y la razón expresiva entre otras dejen de estar condicionadas en contextos económicos por el trato de favor dispensado a la razón estratégica o técnica; y finalmente, que puedan ser atendidas sin ningún tipo de agravio aquellas actitudes que, siempre dentro de un marco normativo, resulten más ventajosas para la empresa en cada momento y en cada caso concreto y que redunden tanto en la sostenibilidad de éstas —económica, legal y moral— como en el bien-estar y el estar-bien de las personas implicadas”.